Real Observatorio de Greenwich

Visitar el observatorio de Greenwich es una oportunidad única para entender los grandes cambios astronómicos, descubrir cómo se trazaron los meridianos y conocer la importancia de los primeros telescopios. ¡Un viaje por el espacio y el tiempo!

Un poco de historia

En 1657 se fundó el Real Observatorio de Greenwich, a muy pocos kilómetros de Londres, con el objetivo de establecer un sistema de tránsito astronómico igual para todo el planeta. Un par de siglos después, se fijó el meridiano 0° de Greenwich, que supone el centro de la hora mundial y una división entre este y oeste.

El Observatorio de Greenwich es uno de los centros científicos más importantes e interesantes del mundo, cuna de los grandes avances astronómicos de la historia.

Qué esperar

El Observatorio de Greenwich es el centro de la hora mundial y el punto de inicio de las mediciones cartográficas de longitud. En este histórico centro de observación astronómica es posible ver los primeros relojes de Tompion, las salas y estancias del siglo XVII y descubrir cómo se creó el primer telescopio.

Sin duda, la gran atracción del observatorio es la línea del meridiano . Tendréis la oportunidad única de poner un pie en el este y otro en el oeste y de pisar la línea longitudinal que divide el mundo desde hace siglos.

Horario

Todos los días de 10:00 a 17:00 horas.

Precio

Adultos: 14,40 £ (18,80 US$)
Niños de 5 a 14 años: 7,20 £ (9,40 US$)
Menores de 5 años: entrada gratuita.

Entrada al Observatorio de Greenwich 16 £